Consejos para tener una boda zero waste

Si tienes interés en llevar un estilo de vida zero waste, pero te preocupa cómo implementarlo para tu boda, hoy te traemos varios consejos que podrán servirte para lograr que tu evento tenga la menor cantidad de desechos posible (o ninguno).

 

Vestido y zapatos

Comenzando por el vestido: no te alarmes, ¡te vas a lucir! Pensando el algo que no genere desperdicios, puedes irte por opciones vintage, de segunda mano, o rentas. Mientras que sí es súper importante, no te desesperes, encontrarás algo que te encante y cumpla con los estándares zero waste.

Si decides comprar el vestido, trata que tu opción pueda reutilizarse después de la boda: ya sea por medio de un proceso de upcycling, vendiéndolo, o modificando su color, ¡hay varias opciones!

En cuanto a los zapatos, si deseas un par nuevo, busca que puedas utilizarlos con otras prendas en tu clóset (con al menos tres opciones diferentes). No tienen que ser forzosamente blancos, dependiendo del estilo de tu vestido y su color, las posibilidades para el calzado son infinitas.

 

Invitaciones

Este es un punto importante en la cuestión del zero waste. Aquí las opciones principales son dos: que la invitación sea digital, o que se imprima en papel especial con tinta vegetal. A pesar de que vivimos en un mundo lleno de comunicación por medio de internet, si te vas por la opción digital analiza si tus invitados tienen cuentas de e-mail, o si sería por medio de una red social (puedes hacer una cuenta especial en instagram).

 

Si eliges que sean invitaciones impresas, lo ideal es que expliques lo que buscas en donde las vayan a crear. Usar papel reciclado o de algodón son buenas opciones, y como te mencionamos, la tinta vegetal es la perfecta para esta elección. Un dato que te pasamos es que existe papel que tiene semillas en su mezcla, por lo que se puede plantar después.

 

Locación

Este punto no es algo muy estricto, en sí lo esencial para planear un evento zero waste es buscar un lugar en el que te permitan -y ayuden- a que el desperdicio que se genere pueda separarse (lo que se puede reciclar, lo que puede ser composta, y lo no-reciclable). Evidentemente, el objetivo es lograr que no haya nada de basura, pero puede darse la situación de que algo quede sin forma de usarlo.

 

Decoración

¡Un punto clave! La recomendación que podemos darte es que desde el inicio busques una locación que no necesite tanta decoración (así también ahorras en esta parte). Si quieres decorar, trata de utilizar materiales que puedan usarse de nuevo, o que los objetos decorativos tengan otra función después de la boda (por ejemplo, macetas, jarrones, etc.).

 

Favors

Los favors no son obligatorios, pero sí que son un detalle especial. Para una boda zero waste no es necesario descartarlos, pero sí pensar bien qué sería lo ideal para estos recuerdos. Como te mencionamos en el punto anterior, lo perfecto sería que estos favors puedan ser utilizados por tus invitados ya sea en casa, en el trabajo, y demás. Desde plantitas hasta objetos de cristal, hay muchas opciones (es cuestión de meterle creatividad).

 

Mobiliario y manteles

En cuanto al mobiliario no hay mucho que decir, pues casi siempre se renta aparte o junto con la locación. Te recomendamos buscar en casa opciones que puedas usar para tu evento, ya sea mesas, jarrones, u otros objetos.

 

La cuestión de los manteles la mencionamos más que nada por si tienes un presupuesto apretado. Si decides rentarlos, todo queda resuelto. Si por el contrario, quieres llevarlos tú, no hay ningún problema (depende del número de mesas, claro). En caso de ser necesario tener mantelería nueva, busca que al momento de comprarla no venga en paquetes de plástico, o puedes mandarla a hacer.

 

Arreglos florales

Este punto también es súper importante. Sabemos que las flores son algo que le encanta a muchas novias, por lo que las recomendaciones que tenemos son las siguientes: lo ideal es que sean flores de temporada y de una plantación local. Asimismo, cuando se compren pedir que no las cubran con nada de plástico. Un tip que te damos es evitar el uso de espuma floral, pues no es biodegradable.

 

¿Qué pasa con las flores después de la boda? Puedes usarlas para decorar tu casa, regalarlas a los invitados, donarlas, o llevarlas a algún lugar en donde las puedas usar para hacer composta.

 

Platos, vasos, cubiertos

¡Renta, renta, renta! Evita por completo el uso de desechables. Si tu boda es un evento más casual en donde un banquete de tiempos no queda y prefieres algo como tacos o buffet, ya hay a la venta en diversos lugares platos que son biodegradables o que pueden ser útiles para composta, así como servilletas, cubiertos e incluso palillos.

 

Comida, bocadillos y bebidas

La cuestión de los alimentos para un evento zero waste no especifica que sean vegetarianos o veganos, pero sí que desde la compra de los ingredientes se evite el uso del plástico. Es decir, comprar las verduras y frutas en el mercado o en el súper, pero sin bolsas de plástico (mucho mejor si se compran en un lugar en donde estén frescas y sea mucho más orgánico). También la carne lo ideal es pedirla en un recipiente propio, para no hacer uso de empaques innecesarios. Para las bebidas, compra aquellas que vengan en envases de cristal o que sean latas.

 

Desperdicios

La recomendación principal en este punto es que en la locación se coloquen varios botes de basura, cada uno con la indicación de qué tipo de basura va en cada uno -reciclable, para composta (lo seco), orgánicos (comida), e inorgánicos (plásticos y cosas no-biodegradables ni reciclables)-. Si todo se mezcla en los mismos botes, al final del día no habrá nada que se pueda reutilizar y el desperdicio será mayor.

 

That’s all! No temas hacer tu boda zero waste, mientras que puede parecer todo un reto, te aseguramos que es posible. No te preocupes si no todo es libre de plástico, pues a veces hay ciertas cosas que de plano no están disponibles sin empaque, y es algo que no se puede controlar.

 

La cuestión principal de hacer un evento así es ser selectivo y pensar bien qué se incluirá en cada paso, para así analizar si es algo que pueda tener otro uso, si hay opciones biodegradables, y demás. A tener en mente: zero waste no es igual a rústico. Tu boda puede lucir muy elegante o moderna aunque sea bajo este concepto. ¡Anímate a que tu evento no tenga desperdicios! Será toda una experiencia.

 

 

Deja tu comentario